Por la devaluación de 2017, la deuda de Buenos Aires dio un salto de 10 mil millones en tres meses

Tras el apagón informativo, el Gobierno dio a conocer la composición de la deuda de la provincia de Buenos Aires, actualizada a diciembre de 2017.

Tras el apagón informativo, el Gobierno dio a conocer la composición de la deuda de la provincia de Buenos Aires, actualizada a diciembre de 2017. Y reveló que la devaluación de ese año se “devoró” un presupuesto equivalente al de Vialidad.

El gobierno de la provincia de Buenos Aires publicó finalmente el Informe de Deuda Pública al 31 de diciembre de 2017, tras un prolongado “apagón” informativo. Los datos del Ministerio de Economía, que dirige Hernán Lacunza, muestran que el stock de deuda dio un salto de diez mil millones por el efecto de la devaluación del año pasado.

Los datos que se publicaron hoy no contemplan la crisis cambiaria previa al acuerdo de 50 mil millones de dólares con el FMI que no sólo se llevó puesto a Federico Sturzenegger y empujó las previsiones inflacionarias al 27 por ciento, sino que robusteció considerablemente la deuda pública de la Provincia.

El descalabro económico a nivel nacional implica un grave dolor de cabeza para la gobernadora María Eugenia Vidal que supo financiar a la Nación con la compra de 750 millones de dólares en Letras del Tesoro (Letes) suscriptas por la provincia de Buenos Aires, en el marco del desembolso de unos 82 mil millones de pesos para adquirir Lebacs y llevar a cabo otras inversiones financieras en las semanas previas. Sin devolución de gentilezas.

De vuelta a los números que publicó Economía, puede decirse que la deuda en dólares que en septiembre del año pasado llegaba a 131.138,4 millones de pesos, pasó a ser 141.084,5 millones de pesos en diciembre. Es decir, que sólo por devaluación la deuda de la Provincia saltó cerca de 10 mil millones de pesos. Claro que a la hora de la confección del informe no se habían acordado préstamos con organismos internacionales y no se había disparado el dólar, por lo que se llevó todo a la cotización de diciembre de 2017, es decir: 18,65 pesos.

La deuda extranjera, entonces, en valores actuales es de 208.033,45 millones de pesos. Por lo que registra, a junio de 2018, un incremento de poco más de 76 mil millones de pesos.

Pero, además, es para destacar el notable aumento del adeudo de moneda extranjera en la gestión de María Eugenia Vidal, ya que creció un 270% en dos años. Y no es un dato menor ya que representa más del 60% de la deuda total, sin tener en cuenta las variaciones en la cotización del dólar y la gran devaluación de los últimos meses. La deuda total, por su parte, pasó de 122.084,8 millones de pesos en diciembre de 2015 a 254.531,6 en el mismo mes de 2017.

Hace unos días, el ministro de Economía de Santa Fe, Gonzalo Saglione salió con los tapones de punta a reclamarle al Gobierno nacional el pago de la deuda histórica por coparticipación que estimó en 54.000 millones de pesos. Así, acusó a Macri no sólo de incumplir la sentencia de la Corte Suprema de justicia de la Nación, sino que lo acusó de asignar “discrecionalmente” 40.000 millones de pesos a la gobernadora María Eugenia Vidal.

¿Cuál es el problema principal para a provincia con el incremento de la deuda? Que gran parte del presupuesto de la provincia es dirigido a pagar intereses y por lo tanto, no se destina a ingresos para obras, hospitales y escuelas como estaba previsto. Un dato lo ilustra de manera contundente: esos 10 mil millones perdidos equivalen a lo que el Gobierno planeaba destinar a la Dirección de Vialidad para que mantuviera en condiciones la red de caminos más extensa del país a lo largo de todo el año.

Fuente: InfoCielo