Río Negro: Mientras se alejan sus chances de reelección, Macri festeja victorias ajenas

Pese a que su candidata sacó el 5% de los votos, la Casa Rosada celebró la victoria del segundo puesto que el kirchnerismo haya quedado segundo en Río Negro.

Pese a que su candidata sacó el 5% de los votos, la Casa Rosada celebró la victoria del segundo puesto que el kirchnerismo haya quedado segundo en Río Negro.

Corren días en los que todas las encuestas presidenciales dicen que Mauricio Macri se aleja de la posibilidad de una reelección. Los mismos sondeos afirman, además, que buena parte del electorado de Cambiemos ve con buenos ojos la posibilidad de que María Eugenia Vidal reemplace a magnate y se postule a ser la continuidad del oficialismo en la Casa Rosada. Con este panorama en el horizonte, a Macri por ahora le queda el premio consuelo de que el kirchnerismo no gane elecciones provinciales.

Los resultados de Río Negro, que ratificaron por amplio margen al oficialismo provincial con más del 50 por ciento de los votos y dejaron segundo al FpV con Martín Soria a la cabeza, fueron festejados con champagne en la Quinta de Olivos, incluso pese a que su candidata, Lorena Matzen, apenas arañó el 5% de los sufragios.

Si bien en 2015 Cambiemos también hizo una elección paupérrima en la provincia patagónica (con poco más del 3% de los sufragios), el gobierno nacional (que no envió a ningún dirigente para apoyar a su postulante) aspiraba a que al menos la lista amarilla consiguiera entre 6 y 7 puntos y no quedara tan lejos del segundo puesto.

Es más, la debacle cambiemista se puede medir en que las listas de la izquierda provincial juntas sumaron más que la dirigente del macrismo.

“Nos alcanza con que no gane nadie que sea apoyado por Cristina”, dijo a Infonews un colaborador presidencial que también relativizó el tercer lugar en el que se ubicó el postulante macrista en Chubut, Gustavo Menna, quien apenas cosechó el 14 por ciento de los votos.

Fuente: InfoNews