Corrientes: Sostienen que en la intervención de la Aoem hay tufillo a política

La Festramco decidió la medida y al frente del gremio municipal quedará Antonio Ugolini. La ahora ex titular, Graciela Flores, aseguró que no se trata de una cuestión institucional, sino que primaron otros intereses

La Festramco decidió la medida y al frente del gremio municipal quedará Antonio Ugolini. La ahora ex titular, Graciela Flores, aseguró que no se trata de una cuestión institucional, sino que primaron otros intereses para activar el recurso de ordenamiento. Un “error administrativo” en las últimas elecciones disparó la medida. “Después de dos años se dieron cuenta”, indicó la anonadada referente de los trabajadores comunales.

La Asociación de Obreros y Empleados Municipales (Aoem) de Corrientes fue intervenida tras decisión de la Federación de Sindicatos de Trabajadores Municipales de Corrientes (Festramco). Errores administrativos observados del último acto electoral de hace dos años obligaron a tomar la medida, quedando a cargo de este interregno Antonio Ugolini. Mientras, la ex titular del gremio comunal, Graciela Flores salió a decir lo suyo. Sospecha de intencionalidades poco relacionadas con lo institucional.

En diálogo con radio Sudamericana, tras ser removida de su cargo, Flores recordó que este trámite se desencadenó 24 meses después. “El Ministerio de Trabajo de la Nación, después de dos años, aparentemente se dio cuenta que hubo un error administrativo en las elecciones, que la Junta Electoral no cumplió con ciertos pasos”, expresó algo ofuscada.

Remarcó así que “la intervención tiene que ver con la cuestión política, acá hay mucha política en juego y nosotros debemos dejar que la política siga trabajando y dar paso a las entidades que correspondan que hagan la intervención que tengan que hacer, como es el caso de la Federación”.

Aprovechó para manifestar su aprobación al accionar de la Festramco. “Aceptamos la intervención de la Federación que ha nombrado un interventor para el gremio de la Aoem; ellos lo han designado y nosotros hemos aceptado porque nos parece que es la mejor persona que va a llevar adelante esta intervención y normalización”, sostuvo.

No olvidó de subrayar un detalle más que relevante, el que tiene que ver con los cuestionamientos ante posibles hechos non sanctos dentro del gremio municipal. “Acá no existe ningún acto de corrupción, ni desvío de fondos, ni lavado de dinero, ni venta de droga, acá hay un trámite meramente administrativo que después de dos años el Ministerio -de Trabajo- se ha dado cuenta, entre comillas, que no se cumplieron ciertos pasos. Pero, como en todos lados, está metida también la política y en eso vamos a defender a nuestro gremio”.

Más allá de que intentó sostener cierta muñeca diplomática, Flores no pudo ocultar su molestia ante la demora con la que actuó la cartera de Trabajo nacional, algo que llamó la atención de sus detractores, quienes advirtieron que no tendría que estar molesta por lo que demoró, sino que tendría que agradecer que las autoridades observaron las irregularidades de los últimos comicios.

Pese a ello expresó: “Es algo que me gustaría que el Ministerio me explique”. Y lanzó un dardo envenenado a cierto sector dirigencial. “Que la parte política también explique por qué presiona tanto para que el Ministerio de Trabajo no supure este error administrativo que es subsanable, un error que se comete en todas las elecciones, pero eso no le quita la legitimad”, indicó.

Aclaró que la mora “no le quita la legitimidad, hemos tenido el 80 por ciento de los trabajadores que han emitido su voto en 2014, hemos ganado las elecciones legítimamente; no ha habido ningún error donde nosotros nos autodenominamos como Comisión Directiva”, recordando que han competido cinco listas y ninguna de ellas puso objeciones, siquiera el Ministerio, “que nunca impugnó las elecciones, por lo que nos parece injusta esta intervención, pero lamentablemente no tenemos otra opción que acatar lo que la Federación hace”.

Fuente: El Libertador