Por medidas de fuerza de municipales se resentirán servicios en Paraná

La recolección nocturna de residuos se verá afectada, según anticipó el secretario general de Suoyem, Jorge Brocado. Reclaman respuestas del intendente a una serie de reclamos.

La recolección nocturna de residuos se verá afectada, según anticipó el secretario general de Suoyem, Jorge Brocado. Reclaman respuestas del intendente a una serie de reclamos.

El Sindicato Unión Obreros y Empleados Municipales (Suoyem) de Paraná inició medidas de fuerza que, según aseguran, harán que se resienta la prestación de servicios como la recolección nocturna de residuos, entre otros. La medida se adoptó en asamblea de delegados luego de analizar la falta de respuestas del intendente Sergio Varisco a una serie de reclamos efectuados por el gremio.

“Hemos presentado un petitorio el 19 de enero y no hemos tenido respuesta del intendente”, dijo a UNO el secretario general de Suoyem, Jorge Brocado. La medida consiste en “asambleas informativas y retención de tareas”, que va a repercutir “en la mayoría de las áreas de servicio, en la unidades municipales, obras sanitarias, conservación vial y otras”.

Entre los reclamos mencionó “más elementos de seguridad para los trabajadores, mejores condiciones de los vehículos municipales, pago de adicionales, regularización de los choferes que en su mayoría se encuentran contratados y no son reconocidos por la ART y los seguros”. A esto sumó también “ropa de trabajo, calzados y herramientas”.

“Ya empezó la asamblea informativa, cada delegado se fue con el mandato de hacer la asamblea”, dijo este lunes por la noche, y agregó que la medida de fuerza continuará “hasta que el intendente nos atienda y nos dé una respuesta”. Ante esta situación admitió que “se va a ver resentida la recolección de residuos de la noche”.

“A medida que el trabajador municipal se vaya enterando se va a ir acoplando a la asamblea. Acá hay un descontento de las áreas municipales en general, no solo de las áreas de servicios. Los jardines maternales tienen problemas edilicios. Los vehículos se rompen y no compran repuestos”, ilustró.

Fuente: Uno Entre Ríos