Municipales marplatenses convocaron a un paro y Arroyo amenazó con descontar el día

El intendente de General Pueyrredón, Carlos Arroyo, aseguró hoy que descontará el día a los trabajadores municipales que se sumen al paro de 24 horas en reclamo de salarios adeudados.

El intendente de General Pueyrredón, Carlos Arroyo, aseguró hoy que descontará el día a los trabajadores municipales que se sumen al paro de 24 horas en reclamo de salarios adeudados.

El jefe comunal de General Pueyrredón por Cambiemos, Carlos Arroyo, se refirió hoy a la convocatoria a un paro general de 24 horas por parte del Sindicato de Trabajadores Municipales al asegurar que “es una medida inusitada e irrazonable” y que “el sindicato era mucho más permeable durante la gestión anterior”.

Es un disparate este paro. Es una medida inusitada e irrazonable porque se vienen abonando habitualmente los salarios el quinto día hábil del mes
Arroyo firmó este lunes el decreto Nº 2661 que establece que se le descontará el día laboral a cada empleado que no concurra a su puesto laboral este martes, según informó el portal 0223.

En declaraciones a Radio Brisas 98.5, el secretario de Gobierno de la comuna, Alejandro Vicente, afirmó que “no hay un retraso” en el pago de los salarios de los casi 11 mil empleados municipales.  “El pago se realizará dentro del plazo normal y habitual. No se realizará fuera de término. Se pagará dentro del plazo”, manifestó.

“Es un disparate este paro. Es una medida inusitada e irrazonable porque se vienen abonando habitualmente los salarios el quinto día hábil del mes”, lanzó el funcionario.

“Los haberes se van a pagar a las 23.59 del día martes porque el asueto en los bancos de este lunes por el Día del bancario imposibilitó hacer las transferencias y trámites internos para acreditar los salarios en la medianoche de este lunes. En este caso, se pagará en la medianoche del quinto día hábil”, agregó.

En ese sentido, el secretario de Gobierno explicó que el gremio que encabeza Antonio Gilardi “deja a 20 mil alumnos sin clases, se pierden 1500 turnos médicos y se frustran cientos de trámites de licencias de conducir y en el área de defensa del consumidor”. “Se complica el funcionamiento de servicios esenciales”, disparó.

Para finalizar, Vicente manifestó que “en la gestión anterior, el sindicato era mucho más permeable. También, se pagaba en el quinto día hábil y no hubo una medida de fuerza. Ahora están más resistentes a cualquier política de este gobierno municipal”. “Desde el Ejecutivo tenemos la responsabilidad de administrar los recursos públicos y defender el aporte de los contribuyentes”, sentenció.

Fuente: InfoCielo