Para el gremio municipal de Bariloche las finanzas están en estado “crítico”

El secretario general del Soyem, Juan Fuentes, se refirió a la situación financiera de la municipalidad y consideró que es "crítica".

El secretario general del Soyem, Juan Fuentes, se refirió a la situación financiera de la municipalidad y consideró que es “crítica”. Señaló que al gremio le deben 10 millones de pesos de aportes de los trabajadores y que por la deuda con los proveedores a veces no tienen combustible u otros elementos. Pidieron que se abra la paritaria pero reconoció que será difícil.
“Seguimos viendo que siguen habiendo contrataciones de camiones y maquinaria, no hemos visto que se haya reorganizado la parte monetaria del municipio”, sostuvo en diálogo con Radio Seis y sostuvo que “es el gobierno que eligió el pueblo, respetamos lo que el pueblo decidió pero hacemos los reclamos con tiempo”. Enfatizó que “no nos corresponde participar, sólo opinamos, son decisiones netamente del poder ejecutivo”.

Lamentó que no se puede hacer frente a la demanda de los proveedores y que los pagos se están haciendo muy pausados, por lo que “a veces vamos un día no hay combustible, aceites, lubricantes”.

El dirigente planteó que no se ve que se haya tratado de encaminar el tema monetario dado que continúan con los mismos problemas. Sostuvo que “hemos presentado documentación por una demanda judicial por aportes que tienen que hacer al gremio, le están debiendo 10 millones de pesos, estamos siendo uno de los más grandes deudores del municipio, son aportes que hacen los compañeros y en 48 horas tiene que estar depositados”.

Consideró que “la situación es crítica a nuestro entender” y al ser consultado por las paritarias explicó que aún no se determinó un monto, pero se presentó una nota para reabrirlas. “Va a ser muy complicado, vamos a empezar a hablar”, sostuvo, pero insistió en que el panorama no es muy alentador, dado que estima que no habrá mucha recaudación de tasas por las altas subas en servicios. “El vecino va a tenar que optar por no pagar las tasas”, deslizó.

Fuentes estimó que “si uno tuviera que equiparar los sueldos a la inflación real estamos hablando de un 18 por ciento que está dando el INDEC, pero no alcanzaría, sería una paritaria del 40 por ciento, va a ser una paritaria muy difícil,
veremos que vamos a hacer”.

Fuente: bariloche 2000